Retirada de bicis de la vía pública: ¿así se promociona la bici en Valladolid?

El pasado domingo una persona en nuestra ciudad había candado su bici en un árbol de una calle, la policía municipal la retiró y dejó la correspondiente pegatina informativa de la retirada, (se les llama al depósito de coches y no saben nada…, hay que llamar a la Policía Local, que cuando llamas, te dicen: «Luego le llamo y le comento…»), retirarla cuesta 20 euros, más 20 céntimos por cada hora que se tarde a retirarla. El árbol tiene el suficiente grosor y edad para que no le hiciese daño el candado forrado de goma.

Veamos, en primer lugar, ¿en base a qué reglamentación vigente se produjo esa retirada de la bicicleta? En la ordenanza ciclista, art. 5, pto. 2, de nuestra ciudad se informa de la prohibición de aparcar las bicis “En los elementos de regulación semafórica y del estacionamiento […] Ante zonas donde haya reserva de carga y descarga en la calzada en horario dedicado a la actividad. En zonas de estacionamiento para personas con discapacidad. En zonas de estacionamiento expresamente reservados a servicios de urgencia y […] las salidas de emergencia de locales destinados a establecimientos de pública concurrencia, durante las horas de actividad […], paradas de transporte público. En pasos para peatones. En los espacios habilidades para el estacionamiento de las bicicletas públicas de préstamo. En los elementos adosados a las fachadas”
En el mismo artículo, mismo punto, se añade “Las bicicletas se estacionarán en los espacios y elementos habilitados al efecto; cuando esto no sea posible y no exista un estacionamiento de bicicletas en un radio aproximado de 50 metros o estos estén llenos, podrán estacionar en las aceras, áreas peatonales y paseos siempre que éstos dispongan de una anchura mínima de 3 metros y se mantenga un espacio libre mínimo de 1,8 metros una vez amarrada la bicicleta al elemento circunstancial de estacionamiento.” Eso es todo, de árboles no se dice nada. Y no había ningún aparcamiento de bicis a menos de 50 metros. Repetimos: ¿en base a qué reglamentación vigente se produjo esa retirada de la bicicleta?

En segundo lugar, ¿qué orden de prioridad de actuaciones en función de necesidades, importancia o daños a los ciudadanos, a la ciudad o al medio ambiente lleva a la policía municipal a retirar una bici de gama baja, con muchos años de uso (eso es sostenibilidad), candada a un árbol? ¿Esta medida está en la línea de favorecer el cambio de movilidad en nuestra ciudad a favor de peatones y bicicletas?, ¿no parecen más urgentes, adecuadas, necesarias (¡y además legales!) algunas de estas otras actuaciones:
a) Recriminar o multar a conductores que adelantan , a menudo sin mantener la distancia de seguridad, a ciclistas que circulan debidamente por la mitad de la calzada, gritandoles a través de la ventanilla con grandes aspavientos .¡¡¡¡¡ A un lado, c., a un lado!!!!!
b) Multar a los coches estacionados en medio de los carriles bicis
c) Vigilar que los automóviles cedan el paso en las intersecciones con carriles bicis porque pueden causar muertes*
d) Vigilar la velocidad de los coches en calles y avenidas

En tercer lugar, ¿por qué no adopta El Ayuntamiento una medida muy sencilla y económica que desde la Asamblea hemos propuesto ya en varias ocasiones?: convocar a la Policía Municipal y explicarles a tod@s que el cambio de movilidad pasa por priorizar, promover y alentar a peatones y ciclistas porque peatones y ciclistas no contaminan, no causan atropellos mortales y además rebajan los gastos de la seguridad social al descender la cuota diaria de sedentarismo**. El cambio de movilidad* requiere que la Policía Municipal conozca muy bien la ordenanza ciclista y que la conozcan los conductores de automóvil. Propusimos el envío de la misma con el programa de fiestas pero se nos dijo que esto era inviable (¿?), propusimos que la enviara el Ayuntamiento a las autoescuelas y concesionarios de automóviles pero también era inviable (¿?).
Mientras tanto nuestra ciudad es smart, pertenece a la Red de Ciudades Por la Bicicleta, es «Amiga de la Infancia», participa en ponencias y webinars sobre la movilidad sostenible, encarga la redacción de documentos sobre la bicicleta en nuestra ciudad…, y todo esto, que supone un gasto para los contribuyentes, sí parece viable. Explicar a los agentes la ordenanza y hacerles ver que las prioridades pasan por promover unos medios de transporte y dejar de promocionar otros solo llevaría unas horas a la Concejalía correspondiente…
Para tod@s l@s que nos jugamos la vida diariamente en nuestra ciudad compartiendo la calzada con automóviles que a menudo se muestran airados por esta convivencia que les obliga a ralentizar y prestar más atención, el que además cuando vayamos a recoger nuestra bici de donde la hemos candado añadamos a la posibilidad de que nos la hayan robado la de que el Ayuntamiento haya decidió retirarla nos resulta cansino, desalentador y esquizofrénico por parte de un Ayuntamiento que está aumentando el número de infraestructuras ciclistas en nuestra ciudad para favorecer este tipo de desplazamientos.

*Atención por ejemplo a la rotonda con carril bici en la C/ la Peseta, muchos conductores ni se imaginan que tienen una bici a la derecha que no va a girar a la derecha sino continuar por la rotonda…
** Según la OMS, el 6% de todas las muertes anuales las causa el sedentarismo.
*** El cambio de movilidad se va a producir en cualquier caso en nuestras ciudades por el agotamiento de los combustibles fósiles baratos (la comunidad científica conoce esto desde hace décadas, de ahí que todas las políticas europeas vayan en la línea de cambiar la movilidad de nuestras ciudades y a adaptarnos al fin de estos milagrosos combustibles), nuestras ciudades pueden estar adaptadas si lo hemos asumido y cambiado nuestra forma de desplazarnos, aceptación de la realidad, o no y entonces el choque social y económico será mucho peor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *